Noticias Inmobiliarias

El sol sigue brillando en la Costa del Sol

Mientras los ricos del mundo quieran pasar gran parte de su tiempo al sol, el valor de las propiedades en destinos como Marbella, Estepona y Sotogrande seguirán en demanda y mantendrán su valor.

El sol sigue brillando en la Costa del Sol

Los agentes inmobiliarios tienden a ser optimistas, incluso en las circunstancias más adversas. Pregúntele a casi cualquier persona cuyo sustento depende de que las propiedades inmobiliarias en la Costa del Sol cambien de manos, idealmente a menudo y por el mayor importe posible (dado que su pan de cada día se compra y se paga con comisiones en tratos cerrados), por su predicción sobre el mercado inmobiliario post-pandémico y le dirán que el futuro es prometedor.

Sin embargo, el reconocido economista John Kenneth Galbraith sucintamente señaló que «la única función de la previsión económica es hacer que la astrología parezca respetable». Así pues, aunque la creencia predominante -algunos incluso dirían que sustentada- sobre los bienes inmuebles es que, cualquiera que sea la situación de hoy, mañana será un mejor día, los realistas saben que lo que realmente sustenta el crecimiento en cualquier mercado es que la demanda supere la oferta.

La Costa del Sol, especialmente los enclaves de gran demanda como Marbella, Estepona, Sotogrande y las exclusivas urbanizaciones – como La Zagaleta y El Madroñal – que se encuentran en las montañas alrededor de Benahavís, atrae constantemente a personas adineradas del mundo entero que quieren tener una propiedad en un lugar bajo el sol. Aunque la zona no es inmune a los desafíos que afectan al resto del mundo, no hay que ser ciegamente optimista para pronosticar una perspectiva soleada para sus previsiones a largo plazo como destino de inversiones inmobiliarias de lujo.

Si consideramos el rendimiento del mercado inmobiliario local durante los 10 años que duró la crisis financiera mundial y a continuación (ENLACE: https://www.terrameridiana.com/9554-spain-and-costa-del-sol-residential-property-market-overview-2018.html), Marbella y Estepona sí vieron disminuir la demanda antes que el resto de España, pero se recuperaron más rápidamente y superaron los volúmenes de venta anteriores a la crisis en 2014 y 2017 respectivamente, mientras que el país en su conjunto registró menos de la mitad de las ventas de propiedades en 2017 en comparación con su máximo de una década antes. Una gran parte de ese resurgimiento de la demanda en el mercado ha procedido de las viviendas de alta gama.

Según el último Informe sobre la Riqueza Mundial del Instituto de Investigación de Credit Suisse (LINK: https://www.credit-suisse.com/about-us/en/reports-research/global-wealth-report.html), publicado a mediados de 2019, había casi 47 millones de millonarios en términos de dólares de los Estados Unidos en todo el mundo, lo que representa un aumento de 1,1 millones en comparación con sólo 12 meses antes. De los diez principales lugares donde residen los millonarios, cinco se encuentran en Europa – el Reino Unido, Alemania, Francia, Italia y España – todos a un corto vuelo, o en coche, de la Costa del Sol, lo que explica en gran medida la popularidad duradera de la zona entre los ciudadanos más ricos de Europa.

La pandemia del coronavirus puede haber reforzado, curiosamente, las credenciales de la Costa del Sol como un refugio seguro para la inversión inmobiliaria. La mayoría de los más ricos del mundo, que frecuentemente viven y trabajan en grandes ciudades, han sido confinados a sus residencias principales, por muy cómodas que estas sean, en los últimos meses. Al mismo tiempo, muchos han descubierto que no tienen por qué estar en las metrópolis urbanas o cerca de ellas para seguir siendo productivos, garantizar que sus hijos reciban una buena educación y tengan acceso a todos los servicios esenciales, como una atención sanitaria de primera clase, de los que dependen para su vida cotidiana y privilegiada.

Lugares como Marbella, Estepona, Sotogrande y Benahavis representan una elección atractiva para los compradores de propiedades más ricos y los inversores que quieren estar cerca de la acción, aunque a una distancia segura, que quieren asegurarse una vida cómoda sin correr riesgos, y que pueden estar considerando no sólo un destino para pasar sus vacaciones o tiempo de ocio, sino como un lugar para vivir a largo plazo. Mi predicción es que el tiempo al sol de la Costa del Sol continuará por mucho tiempo.

Por Alex Salazar | Noticias Inmobiliarias | 18 junio 2020

Posts relacionados

Propiedades relacionadas

El sol sigue brillando en la Costa del Sol
Sandra

"¿Quiere comprar o vender una propiedad?"