Noticias Inmobiliarias

Marbella, un mercado inmobiliario resistente

Aquellos que estuvieron por aquí justo después de la caída del mercado financiero pueden no estar de acuerdo con el título anterior, pero hay que recordar que fue una crisis global, y que dejó pocos lugares en el mundo intactos. El hecho es que prácticamente ninguna parte del mundo resistió totalmente a la recesión, pero si echamos la vista atrás y comparamos el mercado inmobiliario de Marbella con muchos otros en todo el mundo, o incluso dentro de España, queda claro que se trata de un mercado muy resistente.

Resistencia por encima de la media

¿Por qué decimos esto? Porque donde muchos mercados inmobiliarios, sobre todo los de segunda residencia como los de la Costa del Sol, cayeron rápidamente en una profunda recesión, sufrieron grandes caídas en el valor de sus propiedades y tardaron mucho tiempo en recuperarse y volver a la normalidad, nuestra región demostró una y otra vez que es capaz de recuperarse con fuerza, y en las mejores zonas apenas pierde valor. Es algo que quedó claro durante la última crisis financiera, cuando no solo Marbella y sus alrededores vieron caer los precios de las propiedades mucho menos que el 30-40 % observado en el resto del país, sino que además la zona se recuperó con fuerza y fue, de hecho, una de las primeras partes de España en sacar al país de la recesión.

En este sentido, existe una clara similitud con otros destinos de lujo como Mallorca e Ibiza, y una distinción igualmente evidente con mercados regionales como la Costa Blanca, la Costa de Almería y la Costa de la Luz, que se han visto mucho más afectados y son mucho más susceptibles a las recaídas. Lo mismo les pasa a los mercados de segunda residencia y de inversión que surgieron repentina y ferozmente hace algunos años: Bulgaria, Marruecos, Brasil, Panamá, Cabo Verde, etc. A diferencia de los clásicos, que incluyen Florida, España, el Algarve, Suiza, Londres y Francia, las zonas más «exóticas» no han resistido la prueba del tiempo, y han disminuido mucho en volumen e importancia.

Las razones

España es el primer mercado indiscutible de segunda residencia para los europeos, y esto se puede atribuir a una serie de factores: el clima, la cultura, las infraestructuras, la disponibilidad de conexiones aéreas fáciles con los centros de todo el continente, un litoral arenoso, un estilo de vida tranquilo con excelentes instalaciones de ocio, una magnífica oferta de propiedades y zonas residenciales atractivas y, por supuesto, la seguridad y el estado de derecho de una democracia occidental establecida en la Unión Europea.

Sin embargo, la razón de la mayor resistencia de la Costa del Sol, y en particular de Marbella, en relación con otras zonas del país, se debe a que se trata de una zona más lujosa en la que los atributos positivos mencionados son aún más pronunciados. Como resultado, Marbella es más intrínsecamente deseable, con un estilo de vida que es la envidia de Europa. Y como tal, atrae a compradores de toda Europa y de fuera de ella, y las personas de esta categoría tienden a ser más resistentes a la recesión.

Marbella y la Costa del Sol con un atractivo duradero y, por tanto, con una sólida demanda.

Por Adam Neale | Noticias Inmobiliarias | 2 septiembre 2019

Propiedades relacionadas

Marbella, un mercado inmobiliario resistente
Adam

"¿Quiere comprar o vender una propiedad?"